Abogados de Drogas y Farmacéuticos Defectuosos en Houston

Abogados de Drogas y Drogas Defectuosas

pastillas y botellas

Los fabricantes de medicamentos deben a las personas someter los medicamentos que venden a pruebas rigurosas para garantizar que sean seguros para el consumo. De hecho, la Administración Federal de Medicamentos exige que se lleven a cabo pruebas exhaustivas antes de sellar un producto farmacéutico con su aprobación y permitir que se venda al público. Desafortunadamente, solo porque un producto farmacéutico esté aprobado para su venta y uso por el público, no siempre significa que es seguro para todos los usos posibles.

Al considerar si un medicamento es seguro, no solo se deben evaluar los efectos del uso previsto, sino que también se deben considerar los efectos de los usos conocidos fuera de etiqueta. Las instrucciones y las etiquetas de advertencia deben tener en cuenta todos los usos previsibles y asesorar a los médicos y a los pacientes en consecuencia.

A veces, el alto costo de la investigación y el desarrollo y las ganancias potenciales de los productos farmacéuticos pueden motivar a los fabricantes a ignorar ciertas señales de advertencia a favor de que sus productos lleguen al mercado lo más rápido posible. Cuando un fabricante tiene información de que un medicamento puede ser dañino para las personas que probablemente lo usen y el fabricante no lo divulga oportunamente al posible paciente y a la FDA, el fabricante puede ser responsable de los daños causados ​​por el negligente y / o falta grosera negligente de revelar la información.

Litigio por Daños Masivos por Daños de Drogas

Típicamente, cuando se determina que un producto farmacéutico es defectuoso, se realizará una acción de clase. Esto es lo que se conoce como un agravio masivo porque el medicamento se vende en cantidades tan grandes que hay, sin duda, numerosos casos que surgen de la venta del medicamento defectuoso. Es probable que su reclamo forme parte de una demanda colectiva relacionada con el medicamento y todos sus fabricantes conocidos.

Algunos ejemplos de acciones de agravio masivo actuales que involucran productos farmacéuticos con los que podemos ayudarlo incluyen:

El medicamento que causa el daño puede o no ser parte de un retiro de medicamentos. Esto ocurre cuando la FDA y / o el fabricante determinan que es necesario sacar el medicamento del estante para mayor seguridad. Puede deberse a las etiquetas de advertencia inadecuadas, la contaminación del medicamento en sí y / o los efectos secundarios del medicamento.

* Nunca deje de tomar un medicamento recetado sin consultar primero a su médico.

Llame a Simmons y Fletcher, PC para hablar sobre su caso de drogas defectuoso

Estamos aquí para ayudar. Si sospecha que ha sido perjudicado debido a un medicamento defectuoso, llámenos para hablar sobre su reclamo por responsabilidad del producto. No hay obligación y la consulta inicial siempre es gratuita. También trabajamos en base a una tarifa de contingencia donde cubrimos los gastos del litigio y no recibimos ninguna tarifa a menos que se realice una recuperación en su caso. Llámenos hoy a 1-800-298-0111.

Los litigios que involucran medicamentos defectuosos pueden ser muy costosos, y cuestan cientos de miles de dólares. Al unir estos casos en acciones de clase cuando se involucran agravios masivos, los costos se pueden dispersar a través de miles de casos, haciéndolos más asequibles. En Simmons y Fletcher, PC, reconocemos que manejar los casos de una manera rentable es consistente con maximizar la recuperación final de la víctima. Por esta razón, nos comprometemos en acuerdos de asesor legal y referencias de casos para garantizar que los casos de agravios masivos se lleven a cabo de manera rentable. Por lo tanto, es probable que algunos casos farmacéuticos se remitan a otros bufetes de abogados con la aprobación previa del cliente para combinar esfuerzos que difundan el costo de su litigio.

Autor

Paul Cannon

Paul Cannon ha practicado la ley de juicio por lesiones personales desde 1995. Está certificado por la Junta en la Ley de juicios por lesiones personales (2005). Se ha ganado el reconocimiento como Super Abogado por Thompson Reuters en 2017 & 2018, y como Abogado Superior de Ensayo 100 por la Asociación Nacional de Abogados Litigantes en 2017. Es un Accionista, abogado litigante y gerente de marketing en línea en Simmons y Fletcher, PC. Sus escritos legales han sido publicados por el Texas Bar Journal, Business.com, Lawyer.com HG Legal Resources, Lawfirms.com y otros. Le han pedido dar charlas educativas y entrevistas a los medios sobre la ley de mordeduras de perro.